Menú

Infogen


Ir al Consultorio Virtual

Erección, eyaculación y sueños húmedos

Última actualización 3 de octubre 2014
Erección, eyaculación y sueños húmedos

Erección, eyaculación y sueños húmedos.  

La erección (del latín erectio, poner derecho) es el endurecimiento del pene, del clítoris, de los pezones, del punto G, con agrandamiento y estado firme. Erectar el pene, desde el punto de vista biológico, tiene como función facilitar su penetración en la hembra por parte del macho. 

Si tú eres un adolescente, es probable que tengas algunas preguntas acerca de la erección que quizás no te atrevas a hacer a tus padres o incluso al doctor. Algunas veces la erección ocurre en el momento más inapropiado y tú no tienes ni idea de por qué te está pasando eso. La mayoría de los jóvenes han pasado por esta experiencia.

Una erección en la pubertad, aunque no sea en el momento más oportuno, es parte del desarrollo sexual y de la salud reproductiva.

Durante la relación sexual la erección suele ser la respuesta más evidente de excitación sexual en el hombre. 

tejere

Tejido eréctil: se llena de sangre cuando el hombre  se excita sexualmente ocasionando la erección del pene.

Uretra: El semen pasa a través de este conducto durante la eyaculación.

Vasos sanguíneos: Estos permiten que la sangre circule hacia el pene.

Desarrollo sexual

Cuando los niños entran en la pubertad, sus cuerpos van a pasar por muchos cambios. Sus voces empiezan a cambiar y aparece vello en la cara, axila y pubis. Igualmente, el pene, los testículos y la bolsa escrotal aumentan de tamaño. ¡Todo esto es normal¡ 

Estos  cambios físicos se suman a otros cambios emocionales. Durante la pubertad, empezarás a sentir deseo sexual y esto puede llevarte a que tengas dificultad para controlar una erección.

Se puede presentar en las noches durante las fases del sueño, en las mañanas al despertar, en distintos momentos del día por rozamiento del pene, por alguna fantasía,  recuerdo o por deseo sexual.

¿Cuál es el mecanismo de la erección?

El pene está formado por tejido eréctil esponjoso. En estado normal, el pene es flácido, es decir, que los espacios en el tejido eréctil están vacíos, lo que hace que el pene se vea y se sienta blando.

La erección es un evento regulado por hormonas y el sistema nervioso que permiten un aumento en el flujo y almacenamiento de la sangre que llega a las “cámaras de la erección del pene” (o cuerpos cavernosos) lo cual produce un aumento en la presión sanguínea en el pene y, por lo tanto, el desarrollo de una erección o endurecimiento del órgano. 

¿Y cómo sucede esto?  La erección del pene se dispara a través de dos mecanismos: estimulación directa de los genitales o a través de estímulo que viene del cerebro (fantasías, olores, etc.). Pero las erecciones también pueden presentarse sin razón, especialmente durante la adolescencia. Llegan en la mañana cuando estás verdaderamente relajado, durante una aburrida clase de matemáticas o incluso cuando estás comiendo un delicioso sándwich.

Una vez que hay estimulación, tu cerebro manda señales -provocadas por la excitación sexual que se produce a través del tocamiento, olfato, la vista o el pensamiento- a los nervios del pene a través del sistema nervioso. El promedio de latidos del corazón se incrementa con la excitación sexual, se acelera el ritmo respiratorio y se eleva la presión sanguínea. Esta señal desencadena un aumento en el flujo sanguíneo de las arterias de la pelvis. 

El bombeo de sangre hacia las arterias de los cuerpos cavernosos del pene, hace que se abran unas válvulas para permitir que se llenen de sangre y al mismo tiempo se bloquean otras para disminuir la cantidad de sangre venosa que sale, de esta manera, en ese momento existe una mayor cantidad de afluencia de sangre hacia el pene. 

Al mismo tiempo, los nervios del pene producen una sustancia llamada óxido nítrico (ON) que actúa como un “mensajero” químico que relajará los vasos sanguíneos para que todos los espacios se llenen con sangre, permita que el pene se estire y agrande y pueda darse la erección.

La rapidez entre el estímulo y la erección depende de cada individuo, pero es cierto que la tendencia de los jóvenes es tener erecciones más rápidas que los de mayor edad que requieren de mayor estímulo para lograrla, sin ser esto ni mejor ni peor, sólo distinto. 

Por lo tanto, toma nota, la excitación no comienza en el pene, sino en el cerebro a través de un estímulo real o imaginario, predominando en los varones la sensibilidad visual.

 La sangre atrapada dentro del pene le permite al hombre mantener su erección hasta el orgasmo (eyaculación), después del cual el proceso se revierte y el pene se torna flácido nuevamente. Para volver a activar el mecanismo debe transcurrir cierto tiempo, es el llamado “periodo refractario”.

Además de causar la erección del pene, el aumento de flujo sanguíneo provoca el enrojecimiento de la piel, comienza en el abdomen inferior y se extiende sobre la piel del pecho, cuello, rostro y también puede aparecer en los hombros, antebrazos y muslos. Después de la eyaculación, este flujo sexual desaparece con gran rapidez.

Es importante decir que la erección puede disminuir o incluso perderse con relativa facilidad debido a estímulos no sexuales, aún cuando la estimulación sexual prosiga, por ejemplo, un ruido inesperado o cualquier forma de distracción mental, puede terminar con ella total o parcialmente. Esta reacción, aunque no deseable, es parte de una respuesta normal, no hay que asustarse ni convertirlo en tragedia. Sólo si esto ocurriera en reiteradas ocasiones, impidiendo una vida sexual activa y satisfactoria, es mejor consultar con un especialista.

¿Cuánto dura una erección?

Desde unos pocos segundos hasta una media hora. En forma gradual los músculos que rodean la base del pene se empiezan a relajar y la sangre vuelve a fluir normalmente. Entonces el pene se ablanda y recupera su tamaño original. Esto puede ocurrir por sí sólo, pero también luego de una eyaculación.

¿Qué es la eyaculación y en qué momento se produce? 

Uno de los mayores cambios biológicos que experimentan los jóvenes durante la pubertad es la aparición de la primera eyaculación. Al igual que para las jóvenes este acontecimiento puede ser un poco confuso si no se cuenta con la información correcta y completa sobre el mismo. 

Es la expulsión del semen a través del pene, acompañada de una sensación de placer. Generalmente las primeras eyaculaciones se experimentan durante los sueños eróticos que son impulsados por el deseo sexual y las fantasías sexuales. Luego que la eyaculación ocurre, el pene regresa a su estado flácido.

Durante la adolescencia, las primeras eyaculaciones se producen como respuesta a estímulos sexuales (masturbación, sueños o fantasías sexuales, acto sexual) y no sexuales (emociones fuertes). Por ejemplo, diferentes emociones no sexuales como alegrías fuertes también pueden causar una erección que, en ocasiones, puede causar incomodidad y vergüenza en los jóvenes porque no lo pueden controlar. Con el tiempo, el joven desarrolla un mejor conocimiento y control de su cuerpo para prevenir episodios desagradables. 

En la medida que el hombre aumenta la rigidez de su pene, en el período de excitación llamado meseta, los testículos alcanzan su ascenso máximo y se produce la eliminación de un fluido preeyaculatorio. En ese instante, contracciones de la musculatura pelviana aumentarán los niveles de excitación y por lo tanto de acelerará el momento de la eyaculación. A las primeras eyaculaciones se les llama torarquia o semenarquia y suceden a diferente edad. La mayoría la experimenta mientras duermen. 

La aparición de la primera eyaculación también significa que el joven está biológicamente listo para procrear. Si tiene relaciones sexuales sin el uso de un condón u otro método anticonceptivo durante este tiempo, puede embarazar a una mujer.

La pubertad y las erecciones espontáneas

Una erección puede ocurrir en cualquier momento. En un día puedes tener muchas o ninguna. Depende de la edad, madurez sexual, nivel de actividad e, incluso, del tiempo que duermas. A veces las erecciones surgen de nada, aunque el chico no esté mirando o haciendo nada ni remotamente sensual. A esto se le llama una erección espontánea.

Durante la adolescencia hay una gran actividad hormonal y por consiguiente es normal que ocurran situaciones imposibles de predecir. Por suerte, una erección espontánea desaparece rápido si la ignoras.  

Erecciones nocturnas y sueños húmedos

También es normal que a tu edad te despiertes con una erección. Aún durante la niñez, la mayoría de los varones experimentarán erecciones durante la etapa de sueño REM (movimiento rápido del ojo) el cual se refiere a un momento activo del sueño en el cual se aumentan los latidos cardiacos, el cerebro está activo y podemos tener sueños. 

Igualmente, es en este momento cuando se liberan algunas hormonas y, como ya lo habrás supuesto, tu pene es estimulado por estas hormonas. Los jóvenes pueden tener varias erecciones durante este momento del sueño e incluso pueden llegar a la eyaculación; a esto se le llama eyaculación nocturna involuntaria. 

En ese momento puedes despertar (o seguir dormido hasta la mañana siguiente) y descubrir que tu ropa de dormir y la cama están mojadas. Puedes preocuparte y creer que mojaste la cama como cuando eras pequeño, pero lo más probable es que hayas tenido una emisión nocturna o “sueño húmedo”. El semen se libera a través de la uretra, el mismo conducto por el que sale la orina. 

Los sueños húmedos ocurren cuando tu cuerpo empieza a producir más testosterona. Este cambio en el varón es comparable a cuando una mujer tiene el período. Es señal de que estás creciendo y de que tu cuerpo se está preparando para cuando decida ser padre. El semen contiene esperma, que puede fertilizar el óvulo de una mujer y comenzar el proceso que finaliza con el nacimiento de un bebé.

Pero si alguna vez te duele o tienes problemas con el pene o los testículos, es importante que alguien te lleve al médico. Quizás te hayas dañado la zona o te duela cuanto tienes una erección. Puedes que pienses: “¡No quiero ir al médico para eso!” Pero es mejor ir cuando se tienen problemas de este tipo; y tu médico no se sentirá avergonzado. Es su trabajo ayudarte a cuidar de tu cuerpo; incluso de esa parte.

 Preguntas frecuentes

¿Cuál es el tamaño normal del pene?  El tamaño del pene en estado de relajación flácido oscila entre siete y diez centímetros. El tamaño del pene en estado de erección puede estar entre los 12 y 17 centímetros. Es importante anotar que cuando el pene está en erección puede doblar o triplicar su tamaño, aunque esto depende de la raza y de la estructura física del hombre

¿El tamaño del pene influye en el placer de la mujer?  No. El tamaño del pene no determina el grado de satisfacción sexual que pueda experimentar la mujer. El placer de la mujer está dado por la disposición psicológica, las caricias, la confianza mutua para brindar o solicitar los estímulos que le resultan más gratificantes. Para la mayoría de las mujeres la estimulación adecuada del clítoris es más efectiva que el contacto de la penetración. Y para quienes la penetración resulta muy satisfactoria, no es relevante el tamaño del pene, pues sólo el tercio más externo de la vagina tiene suficiente sensibilidad como para activar la excitación sexual en la penetración.  

En algunas sociedades, debido a la cultura machista, al tamaño del pene le asignan mucha importancia y un sin número de significados como la hombría, la virilidad, el valor, la seguridad, el poder del hombre y la capacidad de brindar placer sexual a la pareja. Sin embargo, estas características que se le han asignado al tamaño del pene no son ciertas y no representan el sentimiento de “ser hombre” o “ser más placentero”.

¿A qué edad llega el semen?  El semen aparece durante la pubertad aproximadamente entre los 11 y 13 años. Es un líquido que contiene espermatozoides y que se expulsa por el pene durante la eyaculación

¿Cuántas erecciones puede tener un hombre mientras duerme? Un hombre adulto tiene un período de ensueño cada noventa minutos aproximadamente, durante este período suele presentar erección, así su sueño no tenga un contenido erótico. Por lo tanto, si un hombre duerme aproximadamente ocho horas en la noche puede presentar un promedio de cinco erecciones.

¿Si el pene es un músculo, crece cuando se ejercita mucho? El pene no es un músculo, es un órgano (técnicamente se le denomina cuerpo cavernoso) que sólo aumenta de tamaño cuando el hombre siente deseo y excitación sexual. Aunque el pene se ejercite no va a crecer.

¿Si mis erecciones son muy buenas durante la noche puedo concluir que la mecánica de mi erección es buena? Sí, la mecánica de tu erección es buena. Si tienes dificultades de erección de día será por razones psicológicas. 

¿Cuál es el promedio del periodo refractario? El periodo refractario es el periodo durante el cual no se puede tener una nueva erección después de la eyaculación. Cuanto más joven es la persona, más corto es este periodo. 

¿Qué puedo hacer para evitar tener erecciones? Puesto que las erecciones no suelen ser controlables, no hay mucho que puedas hacer para evitarlas. Salvo que estimules el pene lo suficiente como para provocar la eyaculación, lo único que puedes hacer es esperar a que pasen.

A medida que tus hormonas se acomoden y que te adentres en la pubertad, disminuirá la frecuencia de las erecciones inesperadas y las poluciones nocturnas.

Referencias