Infogen


Pruebas de Embarazo

Última actualización 14 de agosto 2013
Pruebas caseras para el diagnóstico del embarazo

Introducción

Una prueba de embarazo es la que trata de determinar si una mujer está, o no, embarazada. Las pruebas modernas de embarazo buscan los marcadores químicos que están asociados al embarazo y que se encuentran en la orina y en la sangre. El primero de estos marcadores es la hormona gonadotropina coriónica que, en 1930, se descubrió que era producida por las células del óvulo fecundado.

Una función principal de la Gonadotropina Coriónica Humana (HGC) a la que se le ha llamado también la hormona del embarazo, es estimular la producción de cantidades necesarias de otras hormonas para que, en caso de embarazo, se mantenga en óptimas condiciones el útero para el embarazo.

Aunque este marcador es muy confiable, es imposible detectarlo antes de la implantación del huevo fecundado en el útero.

Historia

Existen records que demuestran que desde la época de los griegos y los egipcios, el hombre ha tratado de determinar el embarazo de una mujer con diferentes pruebas; en algunos casos, tomaba semanas saber el resultado.

¿Cuántos tipos de pruebas de embarazo hay? ¿Es una mejor que la otra?

Existen dos tipos de pruebas de embarazo –

  • los análisis de sangre
  • y los de orina.

Ambas pruebas buscan detectar la presencia de la HGC (hormona gonadotropina coriónica humana).

Las pruebas en orina pueden hacerse en el consultorio médico o en la privacidad de tu casa. Son muchas las mujeres que prefieren este tipo de prueba 8 ó 12 días después de la fecha en la que se tenía que haber presentado el periodo menstrual.

Estos productos vienen con instrucciones y es importante seguirlos al pie de la letra para obtener buenos resultados.

Después de esta prueba puedes confirmar los resultados con una visita a tu ginecólogo quien seguramente te pedirá realizar pruebas de embarazo más sensibles en sangre.

Las pruebas de embarazo en sangre pueden decirte si estás embarazada entre 6 y 8 días después de ovular (o de que el óvulo sale de un ovario), pero tienen la desventaja de que los resultados no te los entregan de inmediato.

Existen dos tipos de pruebas de embarazo en sangre:

  • El análisis cualitativo que simplemente verifica que hay HGC presente. Te da una respuesta de “si” o “no”.
  • El análisis cuantitativo mide el nivel exacto de HGC en tu sangre y puede detectar incluso cuando la cantidad es mínima.

¿Cuántos tipos de pruebas de embarazo hay? ¿Es una mejor que la otra?

Para llevar a cabo esta clase de análisis, sólo se te tomarán una muestra de sangre del brazo. Tu médico podrá decirte si estás embarazada aún si hubiera bajos niveles de la hormona HGC en tu sangre (puede detectar la HGC más cerca del comienzo del embarazo que las pruebas de orina).

Por qué es importante para el médico conocer los niveles la HGC en sangre

Uno de los beneficios de este análisis es que puede además ser utilizado para estimar la fecha de parto. Es muy previsible que los niveles de la hormona HGC vayan modificándose a medida que el embarazo vaya progresando; es por ello que los niveles de dicha hormona podrán ser utilizados para determinar la fecha de concepción y, a la vez, para determinar la fecha estimativa del parto.

  • La HGC  se encuentra presente en la sangre antes que en  la orina.
  • Un análisis en sangre puede confirmar tu embarazo a los seis días después de que el huevo se ha implantado en la pared del útero, y eso puede suceder aún antes de perder tu último periodo menstrual.
  • La cantidad de HGC aumenta notablemente en el inicio del embarazo y las cifras brindan información al médico sobre  la salud de tu embarazo y la de tu bebé
  • Poco tiempo después del parto,  ésta hormona ya no se podrá encontrar en tu sangre.
  • Cuando se trata de embarazos múltiples (mellizos trillizos) la cantidad de esta hormona  en sangre es mayor.
  • Cuando se presenta un embarazo ectópico, (el huevo fertilizado se implanta fuera del útero, puede ser en la trompa o en el peritoneo), la cantidad de la HGC en sangre, es   menor.

Las pruebas de orina o pruebas caseras para el diagnóstico del embarazo

Las pruebas de orina o pruebas caseras para el diagnóstico del embarazo

Realizarse una prueba de embarazo puede ser  para algunas personas,  una experiencia colmada de emociones, mientras que para otras puede ser un poco  intimidante. Actualmente, la mayoría de las mujeres utilizan una prueba de orina, o prueba de embarazo casera para averiguar si están embarazadas.

Esta clase de pruebas pueden llegar a ser muy útiles porque podrán confirmar si estás embarazada en unos pocos minutos con sólo tomar una muestra de orina en cualquier momento del día, aún si hicieras la prueba en menos de dos semanas después haber concebido. Estas pruebas son fáciles de usar, pueden hacerse en casa y son privadas.

¿Cómo funciona la prueba?

Estas pruebas se encargan de analizar y buscar un tipo de hormona que, como ya lo mencionamos, el organismo de la mujer embarazada produce en exceso durante el transcurso del embarazo, conocida con el nombre de Gonadotropina Coriónica Humana o simplemente hormona HGC.

Debes saber que los niveles de dicha hormona son bajos en las mujeres que no estén embarazadas, pero durante el embarazo tu placenta producirá grandes cantidades de dicha hormona en particular, la cual será excretada a través de la orina.

Cuando una mujer se embaraza, el óvulo y el espermatozoide se unen para formar una sola célula -el punto de partida para que se empiecen a dar una extraordinaria cadena de eventos. Una vez que el óvulo ha sido fecundado, pasará las siguientes 80 horas moviéndose lentamente a través de las trompas hasta que finalmente llega al útero en donde finalmente se implantará en sus paredes.

Cuando se implanta el  huevo, se inicia el desarrollo de la placenta y, durante las primeras semanas del embarazo la cantidad de esta hormona que pasa a la orina,  se duplica cada dos ó tres días

Las pruebas de embarazo caseras están diseñadas químicamente, para detectar la presencia de la hormona HGC, que aparece en niveles progresivos y se puede detectar, casi desde el principio del embarazo, en una muestra de orina. Como ya lo mencionamos, estas pruebas la identifican, pero NO la cuantifican.

¿Cuántos tipos de pruebas caseras hay?

Existen varios tipos de pruebas de embarazo, la más común es la que utiliza lo que se llama “cintas o tiras reactivas”.

Las tiras reactivas, se llaman así porque reaccionan ante la presencia de la HGC que se encuentra en la orina y cambian de color.

Se coloca la tira bajo el chorro de la orina y, en caso de que estés embarazada, el área que queda en contacto con la orina cambiará de color  ante la presencia de la HGC. Es preferible que sea la primera orina de la mañana, pues es la que da resultados más exactos pero igualmente puedes hacerla en cualquier hora del día.

El resultado de las pruebas de embarazo puede variar dependiendo de:

En cada mujer los ciclos menstruales y la ovulación pueden cambiar cada mes.

Se desconoce el día exacto en que tuvo lugar la concepción

Existen varias y diferentes marcas de pruebas  de embarazo caseras en el mercado y cada una tiene diferente sensibilidad a la HGC.

Aunque algunas marcas son más sensibles para la prueba de embarazo al primer día de retraso del periodo, la mayoría de las marcas son más  exactas cuando se realizan después de la primera semana de retraso de la menstruación. Estas pruebas las puedes adquirir en farmacias y tiendas de autoservicio, sin prescripción médica.

¿Cuándo debo de hacerme la prueba?

Si tienes síntomas de embarazo como estos:

  • Tu menstruación no se presentó en la fecha programada.
  • Sientes náusea
  • Te duelen o tienes muy sensibles los pechos.
  • Estás sumamente fatigada.

Una prueba de embarazo puede confirmar tus sospechas.

¿Cuándo debo de hacerme la prueba de embarazo?

Recuerda,  la producción de la HGC se inicia entre el  6º  y el  12º  día  después de la  fertilización. Este momento puede variar -porque la ovulación puede adelantarse o atrasarse dentro del ciclo menstrual- por lo que realizarte la prueba al primer día de retraso de tu menstruación, puede darte un dato erróneo.

Los niveles de la hormona HGC -y la fidelidad de esta prueba depende de esta hormona- están totalmente relacionados con el día de la ovulación y no con la fecha de la relación sexual o de la inseminación ya que tomará hasta 12 días más para que el óvulo fecundado se implante en el útero. Esto quiere decir que aún las más exactas de las pruebas de embarazo pueden dar resultados equivocados cuando te haces la prueba a los dos días de atraso en la menstruación (17 días después de la relación sexual que causó el embarazo).

Insistimos, los niveles de la HGC no aumentarán inmediatamente, lo ideal sería que te realizaras una prueba de embarazo casera a partir de los siete a diez días posteriores a haber perdido tu primer período menstrual, esto con el fin de asegurarte de que el índice de error en esta clase de pruebas sea el mínimo.

En caso que la prueba sea negativa se recomienda repetirla en una semana si aún no has tenido tu menstruación.

Consejos prácticos para cuando te hagas la prueba:

  • Asegúrate de leer detenidamente las instrucciones descritas en el folleto de la misma antes de utilizarla, a fin de estar completamente segura de que la estás utilizando correctamente. Es  importante que sigas al pie de la letra las instrucciones del equipo para la prueba del embarazo.
    • Verifica la fecha de caducidad del equipo, NO lo utilices si la fecha ya venció
    • Mantenlo a la temperatura adecuada según las instrucciones
    • Lee las instrucciones con cuidado, algunos equipos requieren  evitar ciertos alimentos  antes de realizarte la prueba.
    • Sigue el orden  indicado, no te brinques los pasos.
  • Si no estuvieras tomando la primer muestra de orina de la mañana para realizar esta clase de pruebas, deberás asegurarte de que la orina que utilizarás para realizar la misma haya estado en tu vejiga por al menos cuatro horas.
  • Lo más recomendable sería tener al alcance de la mano un reloj de pulsera o cualquier clase de reloj que te permita controlar el tiempo exacto que deberás esperar para poder saber el resultado de la prueba. Si te apresuras con el resultado, o por el contrario dejes pasar demasiado tiempo, podrías terminar cambiando o confundiendo los resultados.
  • Si estás tomando cualquier clase de medicamento (como por ejemplo alguna clase de medicamento para la fertilidad), lee las instrucciones del envase antes de realizarte dicha prueba a fin de corroborar si este medicamento podría afectar de alguna manera los resultados de la misma.
    • El alcohol y las drogas ilegales no afectan los resultados de la prueba, pero no deberías usar esas sustancias si estás tratando de quedar embarazada.
  • Asegúrate de que todo el material provisto por la prueba de embarazo esté limpio y nunca vuelvas a utilizarlo para realizar una segunda prueba.
  • No bebas cantidades excesivas de agua antes de la prueba. Esto podría aumentar tu orina y diluir la cantidad de HGC, y por ende, que arrojara un falso resultado negativo (algunas veces estas pruebas arrojan resultados negativos cuando, en realidad, estás efectivamente embarazada).
  • Mientras estés esperando el resultado de la prueba de embarazo, lo más conveniente sería que apoyaras la cinta reactiva con la muestra de orina sobre una superficie plana, donde la misma podría permanecer estable y no entraría en contacto con elementos que emanaran calor o frío excesivos.
  • Si ésta es la segunda prueba de embarazo casera, lo más recomendable sería que esperaras un par de días para repetirla.
  • Ten en cuenta que las pruebas de embarazo caseras no han sido diseñadas para reemplazar la función específica de cualquier examen médico. Siempre tendrás que asistir a tu médico para que confirme tu embarazo e inicie las primeras consultas prenatales que te ayudarán a asegurarte que tanto tu salud como la de tu bebé se encuentran en óptimo estado.

¿Qué tan exactas son estas pruebas?

Un estudio reciente mostró que -cuando esta clase de exámenes caseros se realizan de la manera correcta- son capaces de diagnosticar un embarazo en un 97%, pero recuerda, esto va a depender de:

  • Si seguiste perfectamente las instrucciones
  • Tu fecha de ovulación y de implantación del óvulo en el útero.
  • La fecha en la que te hagas esta prueba (no por adelantarla vas a lograr más).
  • La sensibilidad de la prueba que elegiste (los test de embarazo caseros son muy precisos pero no todos pueden detectar una concentración de hormona el primer día del atraso menstrual).

Los análisis en sangre dan un 100% de precisión.

¿Cómo puedo diferenciar un test más preciso que otro?

Algunas marcas proveen información sobre la sensibilidad en mili- Unidades Internacionales por mililitro de orina. Por ejemplo un test que es capaz de detectar 25 mUI/ml es más sensible que otro que detecte 50 mUI/ml de HGC en orina.

¿Qué significan los resultados de la prueba y qué errores podría cometer al interpretarlos?

¿Qué significan los resultados de la prueba y qué errores podría cometer al interpretarlos?

El primero de ellos es que podrías leer mal los resultados de la prueba.

Es importante saber lo que significa un resultado “positivo” o “negativo”.

Si tu prueba sale “positiva”, ESTÁS EMBARAZADA. Esto es verdad sin importar qué tan clara o débil sea la línea, el color o el signo. Si tienes un resultado positivo, es importante que te pongas en contacto con tu médico de inmediato.

 

En muy raras ocasiones, puedes tener lo que se llama un “falso positivo””, esto significa que NO estás embarazada pero la prueba dice que sí estás. Esto sucede cuando

  • hay sangre o proteína en tu orina (y entonces es importante que te vea el médico).
  • Está presente la HGC debido a otras causas (por ejemplo que hayas estado en un tratamiento de fertilización).
  • Estás tomando algún medicamento como los tranquilizantes y los anti convulsionantes o hipnóticos.
  • Si tienes restos de jabón en el área del meato urinario  o en el  periné al momento de tomar la muestra.

Si tu prueba sale “positiva”, ESTÁS EMBARAZADA.

Si el resultado de tu prueba es “negativo”, es muy probable que NO estés embarazada. Sin embargo, existe la posibilidad de que si estés embarazada cuando:

  • La fecha de expiración de la prueba ya pasó.
  • Seguiste mal las instrucciones.
  • Te hiciste la prueba demasiado pronto.
  • Tu orina está demasiado diluida porque tomaste muchos líquidos justo antes de orinar para hacer la prueba.
  • Estás tomando ciertos medicamentos (como diuréticos o antihistamínicos).

 

Si obtienes un resultado negativo y todavía no te ha llegado la menstruación, trata de repetirlo en una semana. Algunas de las pruebas de embarazo te sugieren hacer esto a pesar de tus resultados. Si en la segunda prueba te sale positivo, el resultado de la primera se considera un “falso negativo”.

 

Si te sale negativo y aún no te llega la menstruación, debes de ir al médico para que te explique cuál es la causa del retraso en la menstruación.

Si no has tenido tu periodo y tienes dolor en la parte baja del abdomen, debes acudir a tu médico de inmediato aún cuando la prueba haya sido negativa. Podrías tener un embarazo ectópico (fuera de su lugar), este ocurre cuando el óvulo ya fecundado se implanta en la trompa en lugar de la pared uterina. Un embarazo tubario puede romper la trompa de Falopio y desencadenar una serie de complicaciones muy graves.

¿Y qué pasa si tengo dos diferentes resultados? Es importante que llames a tu médico para que te haga un examen de sangre para confirmar resultados.

¿Cuándo debo de hacerme la prueba de embarazo en sangre?

¿Dónde se puede comprar una prueba de embarazo y cuánto cuesta?
Las pruebas de embarazo pueden comprarse sin prescripción médica en cualquier farmacia y también por Internet. Su costo puede variar de acuerdo a la marca y su sensibilidad.

Algunas preguntas frecuentes sobre la prueba de embarazo  casera. 

P.- ¿Por qué el color que da el resultado positivo es pálido, aún después de haber esperado una hora?

R.- Tal vez estés embarazada, pero los niveles de la HGCH no son suficientemente altos en tu orina. Debes de repetir la prueba unos días después o consultarlo con tu médico para que te realicen una prueba en sangre.

P.- ¿Por qué obtuve un resultado positivo justo antes de mi periodo menstrual?

R.- Consulta con tu médico, probablemente te recomiende una prueba en sangre para saber la causa  los niveles altos de la hormona.

P.- ¿Puedo estar embarazada y obtener un resultado negativo?

R.- Si, muchas mujeres salen positivas a los pocos días de haber perdido su periodo menstrual, mientras que otras dan negativos en los inicios del embarazo.

P.- ¿El consumo de alcohol y de drogas puede alterar, los resultados de las pruebas caseras?

R.-La mayoría de las veces los resultados no se ven afectados por el tabaco y las droga, pero no debes de consumirlos si te piensas embarazar o estás embarazada.

P. ¿Puedo recoger la orina en otro recipiente?

R. Sí. Puedes recoger la orina en otro recipiente siempre y cuando el mismo se encuentre limpio y seco. Después deberás volcar la orina según las indicaciones de la prueba.

Referencias

Comentarios